coaching

coaching

“No hace falta andar muy espabilado por la vida para darnos cuenta cuando una persona tiene algo distinto; es alguien diferente y especial que está llamada a hacer algo grande con su mente y con su corazón. Es esa forma de ser y de ver la vida que te hace pensar que quizás tú te has equivocado de planeta. Marta es pura luz, única e irrepetible cuando ilumina, un sol en la playa o un faro en medio de una tempestad en la noche, da igual.

He tenido la gran suerte de ver iluminar una sala oscura o alegrar todo un vagón de metro con su sola presencia, con el único y grandioso poder de su mirada y de la calidez de su voz. Personas así no pasan desapercibidas por el mundo y todos deberíamos tener el derecho de poder contar en algún momento de nuestras vidas con personas así, porque siempre habrá un antes y un después de ese momento y todos tenemos el sagrado derecho, incluso obligación, de intentar ser mejores personas.

Recuerdo una contestación genial de Marta cuando un amable taxista con ganas de charleta que le llevaba a la estación le preguntó, “y tú a que te dedicas, guapa?”. Y sin dudarlo un instante ella respondió con una gran sonrisa y apoyándose en el asiento del copiloto …”yo ayudo a la gente a conseguir sus sueños”.

Esa es Marta”

Fecha: 30 marzo 2011
Enviado por: Paco
Madrid